Sopas Peruanas Para Un Invierno Tibio

Las sopas, en todas sus variaciones (chupes, lawas, aguaditos) son, y han sido siempre, una parte muy importante en la dieta de los peruanos. Para hacerlas usamos ingredientes que tenemos a la mano, ya sea granos, cereales, queso, pescado, mariscos, pollo, carne de res, cordero, o solamente vegetales. Muchas de ellas son tradicionalmente consumidas como un reparador desayuno, en la madrugada, después de una noche loca con los amigos, bailando hasta el amanecer y tomando muchos tragos de más. Nosotros las llamamos “levanta-muertos” (literalmente te reviven) pero también las puedes tomar en el almuerzo y hasta en la cena.

Para mí, la más fácil y rápida de hacer en un apuro es la famosa Sopa Criolla. Prepararla toma unos 30 minutos, y es reconfortante, nutritiva, y satisface cualquier apetito, pues lleva pasta y se sirve con pan frito o tostado.

Este Aguadito de Pollo se hace también con pato, pavo, pescado, choros (mejillones) o vegetales. Es una buena alternativa en cualquier dieta y es riquísima.

Adoptado por los peruanos desde hace mucho tiempo, el Menestron es nuestra versión del minestrone italiano. Y sí, también se sirve con la versión peruana del pesto italiano, al que llamamos salsa verde

Chupe de Camarones, perfección en un plato para los amantes de los mariscos. Es un poco trabajoso pero si tienes los ingredientes a la mano, el tiempo y la paciencia, tendrás una sopa espectacular que encantará a todos en casa.

La Cazuela es una sopa sabrosa y bastante saludable. Se hace con todo tipo de vegetales, y es una de mis sopas favoritas en este blog. Aunque compite en mi gusto con…

…esta sencilla sopa de lentejas. No conozco a nadie a quien no le gusten las lentejas, pero si a tí no te gustan, es posible que todavía no hayas probado esta sopa. Usando esta receta básica y añadiendo diferentes ingredientes, como vegetales o salchichas, tendrás una sopa de lentejas en muchas versiones deliciosas.

El Sancochado es un plato clásico que reconforta el cuerpo y el alma durante el invierno. Las carnes y las verduras se acompañan con varias salsas y el consomé se sirve aparte. Es una comida completísima y verdaderamente inolvidable.


Deja un comentario

*